Por Carlos Garfias Merlos, Arzobispo de Acapulco |

Del 28 de abril al 2 de mayo he participado en la 97 Asamblea Plenaria de la Conferencia del Episcopado Mexicano, alrededor del tema “La Nueva Evangelización y la Cultura”, buscamos formas de acompañar con mayor cercanía y compromiso al pueblo de México, mediante procesos de evangelización de acuerdo a las condiciones actuales del país.

Con el objetivo de “Incentivar la pastoral evangelizadora de la Iglesia en México en las diferentes culturas y sus periferias, a la luz de la Exhortación Apostólica Evangelii Gaudium, para que Jesucristo sea vida plena de nuestro pueblo”, nos dimos a la tarea de escuchar a representantes de los diversos sectores de la sociedad como los migrantes, las víctimas de la violencia, los artistas, los políticos, los empresarios, los indígenas, los comunicadores, los universitarios y otros más. Los escuchamos y todos han coincidido en pedirnos mayor presencia y una palabra evangelizadora que responda a los desafíos que plantean las diversas realidades culturales de nuestro país.

Los obispos mexicanos queremos responder a los grandes desafíos pastorales que se nos han planteado y que la Iglesia católica tiene que afrontar para estar a la altura de la situación actual del país. Entendemos que la evangelización tiene que dar respuestas a las más hondas aspiraciones de los mexicanos como la justicia social, la paz y la estabilidad económica, entre otras. Además, necesitamos dar respuestas evangelizadoras diversificadas de acuerdo a las necesidades de cada sector de la sociedad.

Por otra parte, quiero informar que los obispos mexicanos tendremos nuestra Visita Ad Límina Apostolorum ante la Santa Sede, durante los días 11 al 31 de mayo, en la que renovaremos la fe en Jesucristo resucitado al estilo de los primeros apóstoles y presentaremos al Papa Francisco la situación de las diócesis y de la Iglesia católica en México. Estas visitas se realizan con regularidad y tienen la función de expresar la comunión de todas las iglesias particulares con la Iglesia Universal presidida por el Papa.