Lo que escuchamos transforma nuestras emociones.

Por Jaquie Jasso

La música es una de las cosas que más disfrutamos en la vida diaria porque nos acompaña en todo momento. Es un excelente medio para expresarnos, sensibilizarnos, relajarnos y hasta encontrarnos.

Nos puede llevar a la diversión, al gozo, a la melancolía y al llanto. Es por ello que debemos tener particular cuidado en lo que escuchamos.

Lo que entra a nuestro cuerpo por medio de los sentidos alimenta nuestra alma y espíritu.

¿No te ha pasado que al escuchar música de traición, sufrimiento o resentimiento, te azotas más? Pongamos atención a este punto. ¿Cuántas veces, por ejemplo, estamos escuchando música en un momento en el que estamos dolidos, ponemos mil veces una canción de despecho y nuestro estado de ánimo se acerca más al suelo?

Es importante darle una revisada de vez en cuando a nuestro “playlist” y analizar lo que estamos escuchando.

El contenido de las letras de muchas de las canciones más ”in” está lleno de sexualidad mal llevada y palabras altisonantes.

¡¿Eso es lo que estamos dando de alimento diario a nuestras almas?!

No, no se trata de borrar todas las canciones porque son malas, pero sí de estar más alerta.

Para gloria de Dios, cada vez hay más cantautores e intérpretes de habla hispana que han puesto sus talentos y voces a los pies de Jesús, y que nos ayudan a acercarnos a esa intimidad y alegría que tanto buscamos.

En ese deseo de estar más en comunión con Dios, he ido haciendo una lista de canciones que me han llevado a una profunda alabanza y encuentro con Él, a llenarme de esperanza y fe, a encontrar consuelo en los momentos difíciles, o a conocer más de Su Palabra.

Aquí te comparto algo de mi música favorita y te invito a que, si aún no lo haces, vayas armando tu “playlist”. (Todos son excelentes músicos católicos).

  • Hermana Glenda: “¿Porqué tengo miedo si nada es imposible para Ti?”
  • Martin Valverde: “Gloria” (esta canción me encanta porque Martín comparte en su testimonio que fue inspiración que los mismos ángeles le dieron)
  • Carlos Seoane, Chuy y Miriam: “Saldrá el Sol”
  • Azeneth González: “La Luz Brilla”
  • Celinés: “Yo Te Amo”
  • Jon Carlo: “Te Necesito”
  • Jesed: “Sagrado Corazón de Jesús”
  • Alexander Acha: “María”
  • Liliam Manzanero: “Eterna Llama de Esperanza”
  • Rosa de Saron: “Te Alabo en Verdad” (esta versión es en portugués, pero también la puedes encontrar en español con este título).

Definitivamente es una lista muy corta pero te invito a que busques éstas y otras canciones católicas en las plataformas (hay para todas las edades y todos los gustos musicales); así alimentas tu corazón y contribuyes a la difusión del Evangelio.

Dios nos bendice y recuerda que “el que canta ora dos veces”.

www.elarbolmenta.com

Publicado en la edición semanal digital de El Observador del 14 de junio de 2020. No. 1301