Por Gilberto Hernández García |

Franciscans International (FI) es una Organización No Gubernamental (ONG) surgida por iniciativa de la familia franciscana en la que hombres y mujeres, religiosos, religiosas y laicos, desde la espiritualidad y visión de san Francisco de Asís, se desempeña en tres ejes esenciales: opción por los pobres, construcción de la paz y defensa de la Creación.

Fieles a la tradición franciscana de exhortar a los gobiernos del mundo para que actúen conforme a la voluntad del único Señor, FI procura dar cumplimiento a las palabras del hermano Francisco para que la vida –especialmente la de las mayorías empobrecidas– no sea más oprimida y reprimida cotidianamente por estructuras económicas y políticas deshumanizadoras, para que los derechos fundamentales tengan vigencia y pleno cumplimiento en este nuevo siglo. Como ONG, FI tiene carácter consultivo general en el Consejo Económico y Social de la ONU, lo que permite denunciar ante los gobiernos del mundo las injusticias y atentados contra la vida humana.

 

Al lado de los pobres, como pobres

En el escenario mundial, los derechos humanos son un tema que se encuentra en primer plano, la mayoría de las veces por la sistemática violación de estos derechos a escala mundial. Sin embargo, el hecho de que los derechos humanos sean un tema recurrente en el discurso de empresarios, políticos, organizaciones de la sociedad civil y de la misma Iglesia, no garantiza que se viva una cultura de respeto, promoción y defensa de los mismos. Es por eso que FI actualmente está volcando sus baterías en este tema, debido a esa violación sistemática de los derechos de miles de personas vulnerables.

Franciscans International busca dar a conocer la situación en que viven millones de hermanos, empobrecidos a causa del sistema económico global. FI cree que este hacer presente ante las instancias internacionales y la ONU misma las exigencias de la paz, los derechos humanos y la ecología, es la forma actual de seguir a Jesús al modo de Francisco en este mundo conflictivo e injusto. Por eso, esta instancia internacional pretende ser portavoz de los que, hasta ahora, permanecen sin voz. En este sentido, se ha podido responder a los llamados de miembros de la familia franciscana para intervenir en su nombre y presentar sus preocupaciones ante la ONU, las misiones diplomáticas y las organizaciones no gubernamentales internacionales.

Compromiso, acción y cambio con la fuerza de la fe

Al principio, el  trabajo de la ONG franciscana consistía básicamente en observar y criticar las políticas de los gobiernos y la sociedad civil sobre la pena de muerte, la tortura, las detenciones arbitrarias, las desapariciones forzadas y las ejecuciones extrajudiciales. Sin embargo, interpelados por la distancia cada vez mayor entre la riqueza de una minoría y la  miseria de la mayoría, la creciente violencia deshumanizadora y el desprecio por la creación que destruye a pasos agigantados nuestro planeta, FI decidió incluir en su trabajo todo aquello que limita el desarrollo humano y detectar las fuerzas silenciosas que provocan tanto sufrimiento y destruyen tantos sueños y tanto potencial humano.

Franciscans International cree profundamente que Jesús invita al compromiso, la acción y el cambio. Por eso invita a todos los hombres y mujeres de buena voluntad a estar atentos a los signos de nuestro tiempo para escuchar las demandas del hombre de hoy y responder a las necesidades actuales del mundo, dando testimonio con la propia vida de que Jesús quiere liberar a todos los hombres de cuanto los oprime, para que puedan gozar de la plenitud de su vida: una vida de justicia, paz, esperanza, alegría y amor.