Por Juan Gaitán |

Para variar un poco el género, esta semana comparto un poema, nacido desde la oración, que surge del asombro por la Palabra en su relación con la humanidad. Espero que pueda contagiar algo de esa admiración por la belleza de esta Palabra.

 

Porque existe la palabra

 

I

 

Sé que Dios existe

Porque existe la Palabra

–porque nos define–

Porque nos habita el lenguaje

 

………

 

Mis rodillas se doblan

Ante el encuentro

 

………

 

 

 

Mi cuerpo reverencia

La belleza

del ser relacional

 ………

 

 

 

La comunicación no es un efecto

Ni una consecuencia

Ni un accidente de la humanidad

 

………

 

 

Es cuanto somos

………

 

 

 

Una existencia

Que aun cuando se mira

A sí misma

Se sabe en diálogo

 

………

 

 

 

Porque el silencio

Es ya palabra

Es ya grito

Es ya significado en salida

Que busca un intérprete

Que recree la Palabra

 

………

 

 

 

 

Es fino y exacto

–es cosmos, equilibro–

El surgir de los idiomas

En su infinita capacidad

De abrirse caminos

Y poseer a los pueblos

 

………

 

 

 

 

II

 

 

 

Eres   Palabra   todo-generosa

Corres el riesgo

De ser manipulada con dolo

Pero no te importa

Porque sólo se manipula

Con palabras

 

………

 

 

 

Te hemos querido categorizar

Decir: eres sonido coherente

O significado

O referencia a la cosa

Pero sigues siendo solo tú

Así de hermosa

Así de precisa

………

 

 

 

Eres mármol

Palabra

Eres escultor

Y eres escultura

 

 

Lee más textos del autor de este artículo en: www.falsoconfalso.wordpress.com y en  www.facebook.com/falsoconfalso