Por Leo García-Ayala |

“La dispersión y la superficialidad son tentaciones y realidades propias del ser humano; hoy por hoy alcanzan en nuestra sociedad la fuerza de una verdadera epidemia. No resulta difícil hallar sus lamentables consecuencias en la desorientación, el constante disgusto profundo y camuflado o la insensibilidad ante lo que nos rodea.

“Sus efectos son aun más perversos porque amenazan sin cesar nuestra interioridad, ese íntimo santuario donde la persona aprende a vivir en diálogo constante con el Misterio divino. ¿Cómo vivir entonces desde Dios nuestra vida cotidiana?”

Estas palabras que invitan a parar el tren de la vida diaria las he encontrado en una página de internet de unos carmelitas españoles. Se trata de la propuesta del Centro de Iniciativas de Pastoral de Espiritualidad (CIPE), obra de la familia carmelitana con sede en Burgos, España.

El CIPE es un centro creado “para impulsar y promover la pastoral de la espiritualidad, de la oración y del acompañamiento espiritual, según el carisma carmelitano”.

Trato de amistad con Dios

Fieles al espíritu de santa Teresa de Ávila, que decía que orar “es tratar de amistad, estando muchas veces tratando a solas con quien sabemos nos ama”, el equipo encargado del sitio web –compuesto laicos de la familia del Carmelo, Carmelitas Misioneras y Carmelitas Descalzos– ofrece “un espacio de acogida a todos los que llaman, piden y buscan algo más; Un lugar de encuentro y comunicación donde es posible el compartir solidario; un rincón de oración para vivir la experiencia de Dios”.

Entre los recursos en línea que ofrece CIPE están varios talleres de oración,  escritos de manera clara y sencilla, con una pedagogía accesible, basados en la Biblia –lectura orante– y en los grandes santos místicos de la familia del Carmelo: Teresa de Ávila, Teresita del Niño Jesús, Juan de la Cruz, Edith Stein.

Luego presenta una sección llamada “Trato de amistad”, donde se ofrecen pautas para vivir una experiencia de intimidad con Dios usando recursos como: los iconos, las noticias y los acontecimientos, la vida de la Virgen María, entre otros.

Para los grupos apostólicos o para quienes deseen vivir “momentos fuertes” de oración, el sitio web brinda guiones para ejercicios en silencio, peregrinaciones, semanas de espiritualidad, encuentros, retiros y celebraciones.

Interesante es el apartado de “Acompañamiento espiritual”, donde, además de lecturas de reflexión sobre el tema, se puede solicitar acompañamiento vía correo electrónico. A propósito del acompañamiento, decía santa Teresa de Ávila: “Yo aconsejaría a los que tienen oración, en especial al principio, procuren amistad y trato con otras personas que traten de lo mismo”.

La página web está disponible en: www.cipecar.org